Orden Franciscana Seglar en México

 Inscríbete al Evangelio del día en Audio vía Whatsapp
Lo más Reciente
"Santa Muerte" 11-S 1986 3-D 3D Accion ACI Mundo ACI Prensa ACI Prensa Vaticano ACI Vida Familia Adolescencia Africa Agencia Zenit Agenzia Fides AICA Ajedrez Aleteia Alfareros America colonial Amistad Animacion Animales Aniversarios Antigua Grecia Antigua Roma Antiguo Egipto Antiguo Testamento Año 1925 Año 1928 Año 1930 Año 1931 Año 1932 Año 1933 Año 1934 Año 1935 Año 1936 Año 1937 Año 1938 Año 1940 Año 1941 Año 1942 Año 1943 Año 1944 Año 1945 Año 1946 Año 1947 Año 1948 Año 1949 Año 1950 Año 1951 Año 1952 Año 1953 Año 1954 Año 1955 Año 1956 Año 1957 Año 1958 Año 1959 Año 1960 Año 1961 Año 1962 Año 1963 Año 1964 Año 1965 Año 1966 Año 1967 Año 1968 Año 1969 Año 1971 Año 1972 Año 1973 Año 1974 Año 1976 Año 1977 Año 1978 Año 1979 Año 1980 Año 1981 Año 1982 Año 1983 Año 1984 Año 1985 Año 1986 Año 1987 Año 1988 Año 1989 Año 1990 Año 1991 Año 1992 Año 1993 Año 1994 Año 1995 Año 1996 Año 1997 Año 1998 Año 1999 Año 2000 Año 2001 Año 2002 Año 2003 Año 2004 Año 2005 Año 2006 Año 2007 Año 2008 Año 2009 Año 2010 Año 2011 Año 2012 Año 2013 Año 2014 Año 2015 Año 2016 Año de la Misericordia Año1933 Año1993 Años 1910-1919 Años 20 Años 30 Años 40 Años 50 Años 60 Años 70 Años 80 Apk Aplicaciones Android APP en Play Store Arquidiócesis de Morelia Artes Marciales Articulos Athenas Venica Atletismo Audio Aventura espacial Aventuras Aventuras marinas Aviones Baloncesto Banda Cuisillos Basado en hecho reales Basado en hechos reales Bazar de la Fe Beato Anacleto González Flores OFS Belico Beto Cervantes Bioética Biografico Bolsa y Negocios Bomberos Boxeo Brujeria Brújula Franciscana Bulas Canonizaciones Cantos y Alabanzas Capítulo lectivo Capitulo Nacional Capitulos Capitulos Regionales Cardenales Carta a los Corintios Carta Apostólica Catastrofes Catequesis Catequesis del Papa Cecilia Celinés Díaz Centro de Estudios Catolicos Centro Televisivo Vaticano Ciencia ficcion Ciencia ficción Cine épico Cine familiar Cine Mexicano Cine mudo Cine religioso CIOFS Circo Clarisas Coches/Automoviles Cocina Colaboradores Colegios y Universidad Colombia Colonialismo Columna Comedia Comedia dramatica Comedia juvenil Comedia Romántica Comic Comisaría de Tierra Santa en Salvatierra Conferencia del Episcopado Mexicano Congresos Conquista de America Constituciones de la OFS Coro Cantaré Coronilla a la Divina Misericordia Cortometraje Crimen Cristianos Perseguidos Cristo Cristo te llama Cuentos Cyberpunk Defensa de la familia Demonología Deporte Descargable Desde la Fe Dinosaurios Diocesis de Apatzingán Diocesis de Celaya Diocesis de Mexico Diocesis de Papantla Diocesis de San Andres Tuxtla Diocesis de San Felipe Diócesis de Toluca Diócesis de Veracruz Directorio Discapacidad Disney Divina Misericordia Documental Dr. Carlos Álvarez Cozzi Drama Drama carcelario Drama de epoca Drama romantico Drama social Ecos Seráficos Edad Media Eduardo Verastegui Ejercito El Cancionero Catolico El Hermano Asno El Papa El Papa en México El santo del día El video del Papa Elecciones Elena Lorenzo Rego Enfermedad Enseñanza Epoca invernal Esclavitud Escritos de San Francisco de Asís Escritos de Santa Clara Espiritualidad Esquela Eutanasia Evangelio Evangelio del dia Evangelio del dia en audio Evangelio del dia en texto Evangelios Apócrifos Evangelización en México y América Eventos Extraterrestres Facebook Familia Familia Franciscana Fantastico Fátima TV featured Ficticio Fieles Difuntos Fin del mundo Florecillas de San Francisco Formación Permanente Forum Libertas Franciscanismo Franciscano de la Mancha Franciscanos Fray Gabriel Fray Ignacio Larrañaga Fray Jose Pérez OFM Fray Richard Fray Rodi Cantero TOR Frayñero Fuentes Biograficas Fundación Callejeros de la Misericordia Futbol Futbol americano Gatos Gore Gran Depresion Guadalupe Radio TV Guerra Civil de El Salvador Guerra Civil Española Guerra Cristera Guerra de Bosnia Guerra de Independencia Americana Guerra de la Independencia Española Guerra de Secesión Guerra Fria Hebreos Hermana Glenda Hermanas Diocesanas Historia de la Iglesia en México Historia de la OFS Historia del Franciscanismo Historias cruzadas Historico Holocausto Homosexualidad Homosexualismo Ideologia de Género II Guerra Mundial Imagenes Infancia Infantil Infocatolica InfoRIES Informativo de Radio Vaticano Inglés Inmigracion Inquisición Insectos Intriga Jesed Jesucristo Jesus Rodríguez Jon Carlo Jornada Vocacional Juegos olimpicos JUFRA Junta Ejecutiva Nacional Juntos por Mexico Kerigma Sacra La Biblia La Homilía del día La Santa Misa Libros Liturgia Liturgia de las Horas Lobby Abortista Lobby Gay Lopez Obrador Lourdes TV Luis Enrique Ascoy Luz del Nuevo Amanecer Magia Manga Manual para Laicos Franciscanos Marco Antonio Solís Marionetas Marvel Comics Mayra Alejandra Barajas Medicina Mediometraje Melodrama Mensajes Mickey Mouse Miniserie de TV Minutpos para Dios Misioneras Clarisas Mitologia Mitología Mons. Cristóbal Ascencio García Monstruos Montez de Durango Musica Musical Naturaleza Navidad Nazismo New Age Noticias Noticias Globales Novela Novena a la Divina Misericordia Novenas Nuestra Señora del Pueblito Nuevo Testamento Obispo de Apatzingan Obispos OFM OFM Capuchinos OFM Conventuales OFM de Jalisco OFM Michoacán OFS de Mexico OFS en Mexico Oraciones Ordenaciones Ortodoxos Padre Damián Padre Fortea Padre Hugo Valdemar Romero Ascencion Padre Ivo Flores Padre Joni Padre Pedro Brassesco Pajaros Palabra de Dios Palabra del Obispo Panegírico Papas Parroquia Latino Partituras Patinaje sobre hielo Paz y Bien para los hermanos de hoy Pedofilia Pelicula de culto Pelicula de episodios Peliculas Peliculas religiosas Perros/Lobos Pinterest Pobreza Policiaco Politica Posguerra Española Precuela Predicaciones Prehistoria Preseminarios Primeros Cristianos Profesiones Promocion Vocacional Protestantes Provida Provincia Eclesiastica de Morelia Provincia Franciscana de San Pedro y San Pablo de Michoacán Proyecto de Amor Punto de Vista Purisima Concepcion Queretaro Racismo Radio Radiovaticano Reflexión del Domingo Reflexiones Region Santa Maria del Pueblito Regla Regla Comentada Religion Religión Religion en Libertad Remake Retiros Espirituales Revolucion Francesa Revolucion Mexicana Ricardo Montaner Ritual de la OFS Road Movie Robots Roedores Romance Rugby Sacerdotes Sacramentos Sagrado Corazón de Jesús Salmos San Antonio de Padua San Leonardo de Puerto Mauricio San Pablo Sanacion Interior Santa Clara Santa Margarita María Alacoque Santo del día en audio Santo Domingo de Guzman Santo Rosario Santoral Franciscano Santos y Beatos de la OFS Satira Seccion Infantil Sectas Secuela Secuestros Semillas para la Vida Seminario Franciscano Serie de TV SIAME SIDA Siervas Siervos de Dios Siglo IV Siglo X Siglo XI Siglo XII Siglo XIII Siglo XIV Siglo XIX Siglo XV Siglo XVI Siglo XVII Siglo XVIII Siglo XX Simios Sistema de Informacion de Vaticano Sistema de Informacion del Vaticano Sor Lorena OSC Sound by Four Spin-off Steampunk Submarinos Superhéroes Supervivencia Surrealismo Taizé Tarimoro Teatro Telefilm Television Catolica Televisión Católica Templo de San Francisco - Celaya Terrorismo Thiago Brado Thriller Thriller futurista Toma de Cordón Toma de Escapulario Toros Trabajo/Empleo Trenes Trenes/Metros Valle de la Misericordia Valores Vejez Venezuela Veracruz Viacrucis Viajes en el tiempo Vida Primera de San Francisco - Celano Vida Rural Vida Rural Norteamericana Vidas de Beatos Vidas de Santos Videos Vikingos Virgen de Guadalupe Virgen Maria Virgen María Vocaciones Franciscanas Volcanes Watoto Child Care Ministries Western Whatsapp Yuli y Josh

VATICANO, 19 Ago. 22 (ACI Prensa).- El Papa Francisco envió un mensaje a través del Cardenal Parolin dirigido al Obispo de Rimini, Mons. Francesco Lambiasi, con motivo del Encuentro “Amistad entre los pueblos” celebrado en Rimini (Italia) desde el 20 al 25 agosto bajo el título “Pasión por el hombre”.

En el mensaje, firmado por el Secretario de Estado -el Cardenal Pietro Parolin-, recordó la “fragilidad de los tiempos” e hizo referencia a “la soledad durante la pandemia” y a aquellos que “tuvieron que abandonarlo todo para escapar de la violencia de la guerra”.

A continuación, hizo referencia al Evangelio del Buen Samaritano y aseguró que “la fe llena de una motivación inédita el reconocimiento del otro, porque quien cree, puede llegar a reconocer que Dios ama a todo ser humano con un amor infinito y, por tanto, le otorga una dignidad infinita”.  

“En el choque de todos contra todos, donde el egoísmo y los intereses creados parecen dictar la agenda en la vida de los individuos y las naciones, ¿cómo es posible mirar a los que nos rodean como un activo que debe ser respetado, apreciado y cuidado?”, se preguntó a continuación el Secretario de Estado.

En esta línea, el Cardenal Pietro Parolin lamentó que “la pandemia y la guerra parecen haber ampliado el abismo, retrasando el camino hacia una humanidad más unida y solidaria”.

Retomando el ejemplo del Buen Samaritano, aseguró que “nuestra existencia está íntimamente ligada a la de los demás y que la relación con el otro es una condición para llegar a ser plenamente nosotros mismos y dar fruto”. 

“Al darnos la vida, Dios se ha entregado de alguna manera a sí mismo para que nosotros, a su vez, nos demos a los demás”, defendió. 

Asimismo, animó a buscar “un amor al otro por lo que es: una criatura de Dios, hecha a su imagen y semejanza, dotada por tanto de una dignidad intangible, de la que nadie puede disponer o, peor aún, abusar”.

“Cuánta necesidad tienen los hombres y mujeres de nuestro tiempo de encontrarse con personas que no den lecciones desde el balcón, sino que salgan a la calle para compartir el trabajo diario de la vida, sostenidos por una esperanza fiable”, aseguró el Cardenal Pietro Parolin.

Mensaje del Papa al Encuentro de Rimini, Italia: “La pandemia y la guerra parecen haber ampliado el abismo, retrasando el camino hacia una humanidad más unida y solidaria”.

El papa Francisco instó a no caer en la tentación del “todos contra todos” y denunció que el egoísmo y los intereses parecen dictar la agenda en la vida de los individuos y de las naciones. 

Lo expresó en un mensaje firmado por el cardenal Pietro Parolin con motivo del XLIII Encuentro por la Amistad entre los Pueblos, organizado por el movimiento católico Comunión y Liberación en Rimini, Italia. 

“La pandemia y la guerra parecen haber ampliado el abismo, retrasando el camino hacia una humanidad más unida y solidaria”, advirtió. 

El encuentro católico tendrá lugar en el Recinto Ferial de Rímini del 20 al 25 de agosto de 2022 sobre el tema «Pasión por el Hombre”. 

Un amor gratuito

A este respecto, el Papa pidió dar testimonio: “Es esta pasión de Cristo por el destino de cada criatura la que debe animar la mirada del creyente hacia todos: un amor gratuito, sin medida y sin cálculo”. 

El mensaje del Papa recuerda asimismo el centenario del nacimiento del Siervo de Dios Giussani. 

De hecho, el lema del encuentro de este año está inspirado en una frase de monseñor Giussani:  

El cristianismo no nació para fundar una religión, nació como una pasión por el hombre. […] Amor al hombre, veneración al hombre, ternura al hombre, pasión al hombre, estima absoluta al hombre” (1985). 

En este sentido, Parolin cita al Papa para indicar que a veces parece que la historia ha dado la espalda a esta mirada de Cristo sobre el hombre: 

La fragilidad de los tiempos que vivimos es también esto: creer que no hay posibilidad de redención, una mano que te levante, un abrazo que te salve, que te perdone, que te levante, que te inunde de amor infinito, paciente, que te perdone; que te ponga en marcha de nuevo”. 

Asimismo, los organizadores del Encuentro de Rimini pretenden recordar el fundador de Comunión y Liberación “con gratitud” por su celo apostólico, “que le llevó a encontrarse con tantas personas y a llevar la Buena Noticia de Jesucristo a cada una de ellas”.

No den lecciones desde el balcón

El Papa invitó a promover “la amistad social” y el “testimonio”. La comunidad evangelizadora que “sabe adelantarse, tomar la iniciativa sin miedo, salir al encuentro, buscar a los lejanos y llegar a los cruces de los caminos para invitar a los excluidos.”

“Cuánta necesidad tienen los hombres y mujeres de nuestro tiempo de encontrarse con personas que no den lecciones desde el balcón, sino que salgan a la calle para compartir el trabajo diario de la vida, sostenidos por una esperanza fiable”. 

El papa Francisco insiste en llamar a los cristianos a esta tarea histórica, por el bien de todos, con la certeza de que la fuente de la dignidad de todo ser humano y la posibilidad de la fraternidad universal es el Evangelio de Jesús encarnado en la vida de la comunidad cristiana: 

«Si la música del Evangelio deja de vibrar en lo más íntimo de nuestro corazón, habremos perdido la alegría que brota de la compasión, la ternura que nace de la confianza, la capacidad de reconciliación que encuentra su fuente en saber perdonarse siempre unos a otros. 

Si la música del Evangelio deja de sonar en nuestros hogares, en nuestras plazas, en nuestros lugares de trabajo, en la política y en la economía, habremos apagado la melodía que nos provocó a luchar por la dignidad de todo hombre y mujer» (Discurso en el Encuentro Ecuménico, Riga – Letonia, 24 de septiembre de 2018).

El Papa – indica Parolin – espera que los organizadores y los participantes del Encuentro 2022 acojan este llamamiento con un corazón alegre y dispuesto a seguir colaborando con la Iglesia universal en el camino de la amistad entre los pueblos, ampliando la pasión por el hombre en el mundo.

Adblock test (Why?)

Usar un rosario alrededor del cuello puede verse como un acto de irreverencia o como un recordatorio más visible para rezar el Rosario

Muchos católicos, ya veces incluso no cristianos, usan cuentas de rosario como si fueran collares. Esto podría escandalizar a algunos católicos, quienes piensan que la persona está tratando el rosario de manera irreverente.

La Iglesia no tiene ninguna declaración oficial sobre el uso del rosario. Cuando se bendice, un rosario es un sacramental, y algunos sacramentales (como el Escapulario Marrón) se usan alrededor del cuello.

¿Está bien llevar un rosario alrededor del cuello?

Sin embargo, los santos y religiosos originales que promovieron el Rosario nunca dijeron qué se debe hacer con las cuentas cuando no se está rezando. Incluso los religiosos han encontrado lugares inventivos para guardarlos. Los dominicos, por ejemplo, usan un rosario atado a sus cinturones.

En los últimos años, los anillos de rosario y las pulseras de rosario se han vuelto populares. Están destinados a usarse como ayuda para la oración, facilitando el rezo del Rosario, y no principalmente como joyería.

No tiene nada de malo llevar un rosario como collar, como lo harías con una medalla religiosa o un escapulario; de hecho, esta es una costumbre común en muchas culturas. De esta manera sirve como recordatorio para rezar el Rosario.

Por otro lado, probablemente no sea una buena idea que los católicos usen un rosario, especialmente uno bendecido, como joyería o como una declaración de moda, sin intención de rezarlo. Ese es un uso impropio del sacramental.

Sin embargo, usar un rosario de manera deliberadamente burlona o sacrílega, o como una identificación de pandilla, como se sabe que algunos hacen, puede ser pecaminoso.

Lo principal a tener en cuenta es la intención del usuario. ¿Llevas un rosario alrededor de tu cuello como señal de devoción y un recordatorio para rezar, o simplemente porque se ve bien con tu atuendo?

Y si lo llevas sin ser muy consciente de ello, ¿qué tal si aprendes a rezarlo ahora? Aquí un artículo que puede ayudarte.

web-rosary-red-beads-liz-west-cc.jpg

Adblock test (Why?)

Los 12.000 jóvenes que asistieron en Santiago de Compostela a la Peregrinación Europea de Jóvenes comienzan a ver los primeros frutos espirituales de su experiencia. La ilustradora Pati.te, un arzobispo y una peregrina cuentan a Aleteia su experiencia

No eran turistas, aunque habían recorrido cientos de kilómetros, ni estaban de fiesta, aunque cantasen por la calle a pleno pulmón. «Íbamos caminando hasta Santiago porque queríamos tener una experiencia fuerte de Dios, queríamos encontrarnos con Él. Y al final, aunque hayamos acabado con los pies reventados, Dios nos ha dado muchísimo más de lo que pensábamos. ¡A mí, la primera!».

Así resume Sara Andújar, una joven de 21 años de la diócesis madrileña de Getafe, su paso por la Peregrinación Europea de Jóvenes (PEJ) que ha congregado a cerca de 12.000 jóvenes este verano en Santiago de Compostela. 

Ua muchedumbre de chicos y chicas llegados de todos los puntos cardinales, recorrieron durante días los 11 itinerarios del Camino jacobeo. Y ahora, ya de vuelta a sus lugares de origen, comienzan a ver los primeros frutos espirituales de su experiencia.

«Ganas reales de vivir con Jesucristo»

«Lo de la PEJ ha sido algo impactante», explica para Aleteia la ilustradora Patricia Trigo, @pati.te, que impartió varios talleres testimoniales y participó en la Vigilia final.

«Por las calles, en las catequesis o en las oraciones veías a miles de jóvenes con un deseo potente de encontrarse con Dios; jóvenes normales, majísimos, con muchísima energía y muchísima fuerza. Y con una felicidad que no era ese típico chute de alegría pasajera de cuando estás de fiesta, sino una alegría muy, muy profunda. Una alegría que refleja que estamos en la verdad, no en el error, cuando vivimos con Cristo en el centro de nuestra vida», asegura.

Porque, más allá del buen ambiente propio de estos eventos, Pati.te -que a sus 29 años suma ya más de 108.000 seguidores en Instagram- pone el acento en uno de los primeros frutos de la PEJ: la necesidad de dar testimonio.

«Mostrar bien nuestra fe y dar a conocer bien a la Iglesia es una cuestión de justicia, primero hacia Dios, y después hacia las personas alejadas. Y eso es lo que se ha hecho en la PEJ. Yo misma estuve alejada de Dios y con pereza hacia la Iglesia durante muchos años. Y volví a la Iglesia al ver a jóvenes que vivían su fe como estos de la PEJ: con alegría, con naturalidad y con ganas reales de vivir con Jesucristo y con la Eucaristía como el centro de nuestra vida».

Y zanja: «Sin medias tintas: nosotros queremos ser santos».

Confesionarios desbordados

Ese deseo de renovación interior y exterior se plasmó en la enorme cantidad de personas que, durante la PEJ, se acercaron a la catedral de Santiago para confesarse.

«Un amigo sacerdote de Getafe -explica Sara- me contó que había estado varias horas confesando en la catedral, porque los curas estaban desbordados por la cantidad de personas que se acercaban al sacramento. No eran solo peregrinos, sino gente que había ido a la catedral, y al vernos, habían sentido las ganas de confesarse».

De hecho, ella misma se acercó al sacramento: «Cuando visitaba la catedral y pasé ante los confesionarios, me hice la despistada, pero un sacerdote me saludó simpatiquísimo, y al final me confesé. ¡Y menos mal, porque en ese momento me encontré con Jesús! Salí con una paz y una felicidad tan grandes, que una compañera que me vio me dijo que me había cambiado la cara», nos narra.

Tres claves para darle continuidad

Empotrado entre los 300 jóvenes de su archidiócesis, como un peregrino más, estaba el arzobispo de Sevilla, monseñor José Ángel Sáiz Meneses, uno de los 55 obispos españoles que participaron en la PEJ.

«A Santiago fuimos peregrinos, pero de Santiago volvemos apóstoles para evangelizar en cada lugar», señala para Aleteia.

El reto ahora, claro, es que «ese fuego que ha prendido en la PEJ hay que mantenerlo vivo en las asociaciones, en las diócesis, en los movimientos, en las hermandades, en las parroquias…», apunta Sáiz Meneses. 

Y surge la pregunta clave: ¿cómo hacerlo? «Primero – enumera el arzobispo–, compartiendo cada uno su encuentro con Cristo en los ambientes en que viva; porque el testimonio que no se da, se pierde, y eso impide a los demás encontrarse con el único que cambia la vida: Jesucristo».

En segundo lugar, «fijando objetivos de futuro, por ejemplo la JMJ de Portugal 2023, para prepararla; de modo que vayamos creciendo en nuestra vida de oración y en nuestro compromiso cristiano», añade. 

Y por último, «llamando a los jóvenes a la santidad y al apostolado, sin complejos. Dios no quiere que nos instalemos en la rutina ni en la mediocridad, sino que nos desarrollemos plenamente como hijos suyos. Y ese desarrollo pleno es la santidad. En tiempos de flojera, de liquidez, de temor, hace falta que presentemos a los jóvenes ideales de altura, ideales nobles, ideales de santidad: ¡animarles y ayudarles a que sean santos y apóstoles!».

O, como concluye Pati.te: «Darnos cuenta a partir de ahora de que lo importante es que Jesucristo está vivo. Que es muy fuerte que lo puedas tener dentro. Que puedes ir a la parroquia de al lado a rezar al mismo al que adoramos en la Vigilia de Santiago; y que si no soy persona de oración y de Eucaristía; si no le tengo a Él en el centro de mi vida contemplativa y profesional, no tengo nada que hacer».

Adblock test (Why?)

REDACCIÓN CENTRAL, 19 Ago. 22 (ACI Prensa).- San Agustín nació el 13 de noviembre del año 354 en Tagaste y recibió el nombre en latín Aurelius Augustinus Hipponensis.

Es patrono de los que buscan a Dios y es ejemplo de que, sin importar que tan lejos esté una persona del Señor, siempre es posible acercarse o volver a Él.

En el 385 y tras una vida mundana en la que no hallaba la felicidad, Agustín se convirtió al cristianismo, gracias a las intensas oraciones de su madre, Santa Mónica.

Agustn fue llamado a la Casa del Padre estando en Hipona el 28 de agosto de 430; convirtiéndose con el tiempo en un gran santo, padre y doctor de la Iglesia Católica.

Es considerado el máximo pensador de los primeros siglos del cristianismo y uno de los más grandes genios de la humanidad, pues dedicó gran parte de su vida a escribir sobre filosofía y teología.

Sus obras más destacadas son “Confesiones” y “La ciudad de Dios”.

El 28 de agosto de cada año celebramos su fiesta, y como preparación ofrecemos aquí cuatro novenas en su honor:

Novenas a San Agustín

Novena a San Agustín Novena a San Agustín Sobre la Fe Novena a San Agustín sobre la Esperanza Novena a San Agustín sobre la Caridad (Amor)

, 19 Ago. 22 (ACI Prensa).- Cada 19 de agosto la Iglesia celebra a San Juan Eudes, sacerdote misionero francés, fundador de la Congregación de Jesús y María -los llamados “eudistas”- y de la Orden de Nuestra Señora de la Caridad del Refugio.

Es considerado uno de los grandes maestros de la llamada escuela francesa de espiritualidad que se desarrolló durante el siglo XVII. El Papa León XIII lo consideraba el "autor del culto litúrgico del Sagrado Corazón de Jesús y del Santo Corazón de María".

“La caridad exige que emplee sus grandes dones” (Card. Berulle)

Juan Eudes nació el 14 de noviembre de 1601, en Ri, Normandía (Francia), en el seno de una familia de granjeros. Se educó con los jesuitas en la ciudad portuaria de Caen y a los 21 años se unió al Oratorio de Jesús (Oratorio francés). En su búsqueda personal influyeron dos grandes maestros espirituales: en primer lugar, Pierre de Bérulle, fundador del Oratorio; y, en segundo, el asceta contemplativo Charles de Condren.

Fue ordenado sacerdote el 20 de diciembre de 1625. Poco después contrajo una enfermedad que lo mantuvo en cama por meses, hasta 1626.

En el transcurso de 1625 se había desatado en Normandía una terrible epidemia de peste y Juan, al año siguiente, ya recuperado, se ofreció para asistir a sus compatriotas. El Cardenal de Bérulle le envió al obispo de Séez con una carta de presentación, en la que decía: "La caridad exige que (Jean) emplee sus grandes dones al servicio de la provincia en la que recibió la vida, la gracia y las órdenes sagradas, y que su diócesis sea la primera en gozar de los frutos que se pueden esperar de su habilidad, bondad, prudencia, energía y vida".

Misionero en Normandía

Durante los siguientes diez años, Juan se dedicó a la prédica y a las misiones parroquiales, las que empezaban a organizarse en la forma como las conocemos hoy.

San Juan Eudes se distinguió entre los misioneros. En cuanto acababa de predicar, se sentaba a confesar, ya que, según él, "el predicador agita las ramas, pero el confesor es el que caza los pájaros".

Defensor de la dignidad de la mujer

Juan también fue un auténtico defensor de las mujeres. Dedicó muchos de sus esfuerzos pastorales a acoger a aquellas que habían caído en las garras de la prostitución y que deseaban cambiar de vida, o que simplemente se encontraban en situación de vulnerabilidad extrema.

Durante algún tiempo, el P. Eudes hacía que fueran alojadas en las casas de las familias piadosas, hasta que en 1671 abrió la primera casa albergue. Más adelante, el Eudes recurrió a la ayuda de religiosas (las visitandinas) para fortalecer la atención y recuperación de las mujeres en abandono.

Preocupación por el clero

Después de mucho orar, reflexionar y consultar, San Juan Eudes abandonó la Congregación del Oratorio en 1643. La experiencia le enseñó que el clero necesitaba reformarse antes que los fieles y que la congregación sólo podría conseguir su fin mediante la fundación de seminarios. Entonces el Juan decidió formar una asociación de sacerdotes diocesanos, cuyo fin principal sería la creación de seminarios para formar un clero parroquial mucho más cuidadoso.

La nueva asociación fue fundada el día de la Anunciación de 1643, en Caen, con el nombre de Congregación de Jesús y María. Sus miembros, como los del oratorio, eran sacerdotes diocesanos que no estaban obligados por ningún voto. El distintivo de la congregación era el Corazón de Jesús, en el que estaba incluido místicamente el de María.

En 1650, mientras se hallaba en misión, el P. Eudes recibió la noticia de que el obispo de Bayeux acababa de aprobar la congregación de las Hermanas de Nuestra Señora de la Caridad del Refugio, formada por las religiosas que atendían a las mujeres arrepentidas de Caen. En 1653, San Juan fundó en Lisieux un seminario, al que siguió otro en Rouen en 1659.

Entonces el santo se dirige a Roma a tratar de conseguir la aprobación pontificia para su congregación, pero fracasó. Un año después, una bula de Alejandro VII aprueba la Congregación de las Hermanas de Nuestra Señora de la Caridad del Refugio.

Maestro de espiritualidad

Al año siguiente, San Juan Eudes publicó un libro titulado "La Devoción al Adorable Corazón de Jesús". La obra incluía el propio de una misa y un oficio dedicados al Sagrado Corazón de Jesús.

Ya antes, el santo había instituido para su congregación la fiesta del Santísimo Corazón de María, celebrada por primera vez el 31 de agosto de 1670 en la capilla del seminario de Rennes. Pronto la observancia de esta fiesta se extendió a las diócesis cercanas. Aunque San Juan Eudes no fue el primero en propagar la devoción al Sagrado Corazón, fue él "quien introdujo el culto (litúrgico) del Sagrado Corazón de Jesús y del Santo Corazón de María" (Papa León XIII, 1903).

Durante los últimos años de su vida, el P. Eudes escribió su tratado sobre la Virgen: "El Admirable Corazón de la Santísima Madre de Dios", obra que concluyó solo un mes antes de morir.

"Muy gustosamente gastaré y me desgastaré” (2 Cor 12, 15)

Su última misión fue la que predicó en Sain-Lo, en 1675, en plena plaza pública, con un frío glacial. La misión duró nueve semanas. El esfuerzo enorme acabó con su salud y a partir de entonces se retiró de la vida activa.

Su muerte se produjo el 19 de agosto de 1680.

San Juan Eudes fue canonizado en 1925 y su fiesta incluida en el calendario de la Iglesia Occidental en 1928.

Si quieres conocer un poco más sobre San Juan Eudes, te recomendamos este artículo de la Enciclopedia Católica: https://ec.aciprensa.com/wiki/San_Juan_Eudes.

Hermanos Franciscanos

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget